Buscar
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Crea una cuenta de Svoong desde cero

¿Ya eres miembro? Iniciar sesión!
×

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

O

¿No eres miembro? Registro!
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

Shvoong Principal>Arte Y Humanidades>Historia>Reseña de ¿Es cierto que Sarmiento quiso entregar la Patagonia a Chile?

¿Es cierto que Sarmiento quiso entregar la Patagonia a Chile?

Reseña del Artículo   por:juanrobert     Autor : Rolando Hanglin
ª
 
¿Es cierto que Sarmiento quiso entregar la Patagonia a Chile?

Por Rolando Hanglin |

Domingo Faustino Sarmiento ha sido sin duda uno de los personajes más polémico de la historia argentina, nacido en 1811 en San Juan, fallecido en 1888 en Paraguay.

Se lo ha tildado “padre del aula”, proclamó la educación obligatoria, gratuita y laica, gente que lo considera un buen escritor por el libro “Facundo”, y otros lo llamaron, el “loco Sarmiento”, por opiniones hechas apasionadamente, aunque incorrectas políticamente.

Polemizó, con los estancieros, al decir que los mismos no entendían nada sobre la gestión de su gobierno sobre el campo, los hacendados pretendían que el gobierno contribuyera, a aumentarles sus fortunas, a los Anchorena, a los Unzué, a los Pereyra, etc. Haciendo notar que las cámaras del congreso también están formadas por ganaderos. Todo ello ocurre por la tentativa por querer formar colonias agrícolas, que la Sociedad Rural, consideraba poco feliz dado el desarrollo de la ganadería.

Sarmiento también tuvo diferencias con Roca, Mitre y Alberdi.

De Roca, dijo, cuando regresó de la Campaña del Desierto, en 1879: “¡Roca a descubierto que en la Patagonia no hay indios!”.

Sobre una carta de Mitre, sobre los gauchos, “… no trate de economizar sangre de gauchos. Este es un abono necesario. Útil al país. La sangre es lo único que esos salvajes tienen de humanos”.

Respecto de los indios: “Quisiéramos apartar de toda cuestión social americana a los salvajes, por quienes sentimos, sin poder remediar, una invencible repugnancia”.

Dijo de los judíos: "El pueblo judío, esparcido por toda la tierra, acumulando millones, rechazando la patria en que nace y muere. Ahora mismo, en la bárbara Rusia, como en la ilustrada Prusia, se levanta el grito de repulsión contra este pueblo que se cree escogido y carece del sentimiento humano, de amor al prójimo, de amor a la tierra, del culto del heroísmo, de la virtud, de los grandes hechos, donde quiera que se produzcan. ¡Fuera esa raza semítica!, ¿O es que no tenemos derecho, como los alemanes y los polacos, a hacer salir a estos gitanos bohemios que han hecho del mundo su patria?". (Enero de 1888, Diario El Nacional de Buenos Aires)

En ocasión, de la ejecución de “Chacho” Ángel Vicente Peñaloza, aplaudió la medida, diciendo, que sin cortarle la cabeza a ese pícaro, las chusmas no se habrían tranquilizado.

Como se puede apreciar, nunca quedó bien con nadie, fue la especialidad de Sarmiento.

Lo de Peñaloza, merece un párrafo aparte de cómo fue asesinado, vencido en los llanos riojanos, se rindió ante el comandante Vera, una hora después llegó Irrazábal y lo mató con su lanza, y sus soldados lo acribillaron a balazos, 12 de noviembre de 1863, no todo ello, cortada su cabeza y clavada en un poste en la plaza de Olta. Su esposa, Victoria Romero, fue obligada a barrer toda la plaza, atada con cadenas.

Ahondando más sobre la historia de Sarmiento, a los cinco años, ya sabía leer y escribir, a los quince, ya era maestro y había fundado su primera escuela, en San Luis, además, fue político, filósofo, pedagogo, periodista, militar y presidente de la Nación entre 1868 a 1874.

Otra curiosidad sobre su personalidad, al dejar la presidencia, continuó con sus prácticas masónicas, llegando a ser Gran Maestre de la Orden. Entre 1882 y 1883.

En lo referente, a la polémica en la cual se llegó a afirmar que toda la Patagonia argentina pertenecía a Chile, esto comenzó durante el gobierno de Rosas, los exiliados en Chile formaron una Comisión Argentina, donde se encontraba Sarmiento.

El primer litigio fue por el estrecho de Magallanes, cuando Sarmiento escribió un artículo en “La Crónica”, 29 de abril de 1849, donde afirmaba que el estrecho le era útil a Chile e inútil a la República Argentina. Agregando, que el límite establecido por cartas geográficas de Europa, establecía que al sur del Río Negro, o sea, La Patagonia era como un país distinto, consideraba Sarmiento que el gobierno argentino no era capaz de poblarlo, en consecuencia estaba a favor de dejarlo para los chilenos, más aún, entre otros considerandos, escribió, "Quedaría por determinarse si el título del Virreinato de Buenos Aires expresa que las tierras al Sur de Mendoza, y poseídas aún por ciudadanos chilenos, entraron en la demarcación del Virreinato. De no ser así, Chile podría reclamar todo el territorio que hay entre Magallanes y las provincias de Cuyo". O sea, la Patagonia entera.

Como corolario de todo lo expuesto, la historia nos dice que tanto Rosas como Roca, demostraron que se podía hacer con su Pampa y su Patagonia. Ocuparlas, poblarlas y desarrollarlas. Lo que no se pudo retener fue el Estrecho de Magallanes, ocupado por Chile.

En realidad, Sarmiento, debía mucho a Chile, puesto que Rosas lo querían fusilar

En realidad, no ofreció la Patagonia a Chile, porque no estaba en posición de hacerlo. Como cualquiera que lea estas líneas podrá apreciar, Sarmiento debía mucho a Chile (Rosas lo reclamaba para fusilarlo, y no para amonestarlo) de manera que su afecto era sincero. A modo de conclusión, se puede agregar mucho más sobre este tema, pero creo que con lo escrito se pude apreciar cual había sido la política de Sarmiento, sin intentar juzgarlo, pero sí entender lo que pasó.



Publicado el: 23 julio, 2012   
Por favor, calificar : 1 2 3 4 5
Traducir Enviar Enlace Imprimir
X

.