Buscar
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Crea una cuenta de Svoong desde cero

¿Ya eres miembro? Iniciar sesión!
×

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

O

¿No eres miembro? Registro!
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

Shvoong Principal> Entretenimiento>Películas>Crítica de El Niño con el Pijama de Rayas

El Niño con el Pijama de Rayas

Crítica del Película   por:claalc    
ª
 
El holocausto nazi desde el punto de vista de un niño. Así se podría definir “El Niño con el Pijama de Rayas”, un drama de excelente factura escrito y dirigido por Mark Herman (“Florece el Viento”, “¡Qué Pasada!”). La historia que narra no sólo resulta conmovedora por lo bien que es desarrollada y por estar basada en hechos reales sino también por el gran trabajo del reparto y el acertado acompañamiento musical. Además, sirve de crítica hacia los acontecimientos que tuvieron lugar durante la Segunda Guerra Mundial y transmite el mensaje de igualdad entre los seres humanos, independientemente de su raza o religión.

A grandes rasgos, “El Niño con el Pijama de Rayas” cuenta cómo un niño alemán, Bruno (Asa Butterfield), se hace amigo de un niño judío, Shmuel (Jack Scanlon), prisionero en un campo de concentración nazi. Lo irónico del caso es que el máximo dirigente de ese recinto es el padre de Bruno (David Thewlis). El niño, de tan sólo 8 años de edad, no entiende para nada lo que va descubriendo (cómo es que su amigo va vestido con pijama de rayas todo el día, por qué sus compañeros y él son considerados “el enemigo”, etc).

Si bien este argumento podría recordar a “La Vida Es Bella”, de Roberto Benigni, hay una clara diferencia de tono entre ambas. La cinta que nos ocupa carece casi por completo de la comedia que poseía aquella. Algunos de sus diálogos resultan graciosos, pero la constante del filme es el drama y la tristeza.

En este sentido, el reparto contribuye enormemente. Cabe destacar a Vera Farmiga (“El Hijo del Mal”, “La Prueba del Crimen”), en su papel de madre de Bruno. En un principio, se siente orgullosa de su marido tras haber conseguido un ascenso. Todo cambiará cuando descubra en qué consisten sus tareas como comandante. La actriz refleja con sumo acierto este cambio de actitud. El protagonista, Asa Butterfield, se estrena en la pantalla grande por todo lo alto. Tal es así que no sería de extrañar que dentro de poco le empecemos a ver en nuevas producciones.

Las composiciones de James Horner (“Una Mente Maravillosa”, “Titanic”) alcanzan también un nivel muy notable, como no podía ser de otra forma viniendo de un autor tan prestigioso y experimentado. El músico estadounidense, que cuenta en su haber con 2 Oscar y 6 nominaciones, ofrece un repertorio exquisito, basado principalmente en el piano y los instrumentos de cuerda, que se acopla a la perfección a la intensidad dramática de cada secuencia. Es una de esas bandas sonoras que se hacen notar desde los primeros minutos; una de esas que merecen ser escuchadas de forma independiente a las imágenes.

“El Niño con el Pijama de Rayas” es, por tanto, una gran película, dado que no sólo posee una calidad soberbia en todos sus apartados sino que además transmite de maravilla lo que quería expresar. Por un lado, la crítica hacia el holocausto nazi; por otro, el mensaje de que todos somos iguales. Todo ello contado desde la perspectiva más inocente e ingenua, la de un niño, siendo la más apropiada para dar a entender estas enseñanzas.
Publicado el: 08 octubre, 2008   
Por favor, calificar : 1 2 3 4 5
  1. Responde   Pregunta  :    el mensaje de la historia Ve todo
  1. Responde   Pregunta  :    cual es el comentario de la pelicula ( 1 Respuesta ) Ve todo
  1. Respuesta  :    -- miércoles, 24 de noviembre de 2010
Traducir Enviar Enlace Imprimir
X

.