Buscar
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Crea una cuenta de Svoong desde cero

¿Ya eres miembro? Iniciar sesión!
×

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

O

¿No eres miembro? Registro!
×

Registro

Utiliza tu cuenta de Facebook para un rápido registro

O

Iniciar sesión

Ingresa utilizando tu cuenta de Facebook

Shvoong Principal>Libros>Referencia>Reseña de Inteligencia SOCIAL CAP 11 BASE SEGURA

Inteligencia SOCIAL CAP 11 BASE SEGURA

Reseña del Libro   por:elleno     Autor : DANIEL GOLEMAN
ª
 

CAPITULO 11
 
UNA BASE SEGURA
 
Con veintitrés años de vida  se había graduado de una universidad de renombre,  dice el autor GOLEMAN   que sin embargo, su recuerdo más fuerte de la infancia son los momentos traumáticos que vivieron él  y su hermano  y que esto le había generado un odio desmedido  hacia sus padres.
 
Recuerda el autor, que para el  protagonista de la historia el momento más horrible de su vida había sido su primer día en el colegio, en el cual sintió por completo el abandono y el rechazo de su madre.
 
A medida que continuaba su infancia, oculto todo su deseo de ser amado,  rehusándose a pedir nada a sus padres.
 
Este es un típico caso, en el cual  la falta de trato con empatía  y respuesta adecuada a  las necesidades del niño, establecer sentimientos básicos de seguridad en él; así, liberando  frustraciones que luego podrían desenfocar en un paciente suicida.
 
El actor dice que  desde el nacimiento,  los bebes son sujetos activos de interacción, en busca que conseguir objetivos,  intensos  y urgentes; continua explicando que sentimientos como el abandono y la pérdida  son sentimientos que se vuelven sumamente poderosos.
 
Cuando el bebé ríe o llora la madre reacciona  en forma acore, en un sentido muy tangible, las emociones del infante dirigen a la madre tanto como la madre se dirige al infante.
 
La misma investigación relatada por el autor, señala que  la base segura alienta al cerebro a secretar neurotransmisores que agregan una pequeña dosis de placer al sentimiento de ser bien querido y hacen lo mismo hacia quien quiera que suministre amor; mucho después de que se propusiera esta teoría, se encontraron neurotransmisores que  dirigen el placer,  oxitocina y endorfinas que son activados por esta compenetración.
 
Los niños  que son bien cuidados tienen sentimientos de base segura en parte porque estas mismas sustancias químicas evocan la sensación interna de que todo está bien (lo que ERICKSSON  en su momento determino como confianza hacia el mundo).

Pero de acuerdo con el autor, aquellos niños a quienes cuyas madres no estaban en sintonía con ellos,  demostraban inseguridad de diversas formas.  Si la madre habitualmente se entromete, la criatura se sobrepone aislándose, intentando activamente evitar la interacción.
 
Finaliza el texto el autor, señalando que  los niños que son un tanto empáticos tienen  a ser seguros,  los padres ansiosos producen niños ansiosos, distantes, que evitan los sentimientos con las demás personas.

ROSTRO AUSENTE
 
Una madre comparte unos momentos placenteros con su bebe, cuando de pronto, un sutil cambio tiene lugar,  el rostro de la madre se vuelve vacio e indiferente.
 
Cuando esto ocurre, esto produce que el bebe realice esfuerzos para conseguir que la madre responda.
 
Cuanto más éxito tienen los bebes para solicitar que se repare la comunicación interrumpida,  mejor se vuelven en al concreción de esa tarea.  Estar fuera de sintonía hace que los niños se irriten, se frustren o se aburran.

 
En la versión adulta de esta actitud, esta las innumerables  personas que cuando están deprimidas, se dedicas a consuelos solitarios como el comer en exceso,  beber o el cambiar compulsivamente los canales de la t.v.

LA COMPENETRACION DEPRESIVA
 
Su tono es alegre,  la canción un allegro gozoso y FABIANA se une contenta a la canción haciendo ruiditos; pero cuando otra madre canta la misma canción a su bebe, esta vez con un tono monótono, en voz baja y lenta, su bebe responde con señales de incomodidad, no de placer.
 
Esta simple discrepancia, dice el autor,  es como las madres le cantan a sus bebe da cuenta de la vasta diferencia en el entorno emocional que los bebes perciben durante su crecimiento y en cómo se sentirán.
 
En las interacciones con sus bebes, las mamas deprimidas, tienden a calcular mal el tiempo para interponerse, enojarse o estar tristes. En esta situación,  la madre y el infante pueden caer con facilidad en un espirar descendente de falta de coordinación,  negatividad y mensajes ignorados.
 
Los genetistas del comportamiento nos dicen que la depresión puede heredarse,  muchas investigaciones han intentado calcular su heredabilidad; esto lo explica el autor en los efectos hormonales negativos (baja serotonina y baja dopamina) que tiene sobre un bebe  el mal humor de la madre.

LA TORCEDURA DE LA EMPATIA
 
La mayoría de los niños aprende a distinguir uno de otro sentimiento, y a entender que es lo que llevo a uno u otro sentimiento, pero para los niños que son severamente descuidados por sus padres esto no es posible; Los niños que han sido privados de un contacto humano vital, no pueden realizar distinciones cruciales entre las emociones.  Su percepción  de lo que los otros sienten, permanece borrosa.
 
Los niños victimados  perciben furia en rostros que son neutrales, ambiguos e inclusive tristes.  Cuando los niños victimados ven rostros que  muestran furia,  sus cerebros reaccionan  con una mayor activación que la de otros niños, aunque sus cerebros responden normalmente a los rostros que muestran alegría o temor.
 
El entorno familiar crea la realidad emocional de un niño,  un entorno seguro que permanezca intacto puede proteger a un niño incluso contra eventos más terribles.  Lo que más preocupa a los niños en cualquier crisis es ¿Cómo afectara esto a mi familia?

Publicado el: 08 junio, 2009   
Por favor, calificar : 1 2 3 4 5
Traducir Enviar Enlace Imprimir
X

.